Banca | viernes 11 de mayo de 2018 | 10:17hs
Más notas de Banca: |

Bancos mantienen incremento en utilidades

El Centro Bancario de Panamá (CBP) se prepara para la entrada en vigencia del FATCA para enero del 2014.
El Centro Bancario de Panamá (CBP) se prepara para la entrada en vigencia del FATCA para enero del 2014.
El Centro Bancario de Panamá (CBP) se prepara para la entrada en vigencia del FATCA para enero del 2014.
El Centro Bancario de Panamá (CBP) se prepara para la entrada en vigencia del FATCA para enero del 2014.

(Ciudad de Panamá-ANPanamá) Reducción en préstamos externos, captación de depósitos y crecimiento de crédito doméstico son los impulsadores de las utilidades del Centro Bancario Internacional (CBI), según un reporte de la Superintendencia de Bancos de Panamá.

El Centro Bancario Internacional (CBI) registró una utilidad de US$390 millones al cierre de febrero 2018, lo que representa un crecimiento de 19.1%, en comparación con febrero de 2017, cuando alcanzó un saldo de US$327 millones.

Este resultado se atribuyen a la capacidad de generación de ganancias medido a través del ingreso operacional, que sigue reflejando una tendencia positiva de crecimiento, caracterizado por la captación de depósitos locales de particulares y un sostenido crecimiento de la cartera de crédito doméstico destinado al sector privado que aumentó 6.7%, si se compara con similar período del año anterior.

Cabe resaltar que el desempeño de la cartera de crédito doméstico fue impulsada por los sectores asociados a los productos de banca de personas, especialmente en los sectores hipotecario (7.8%) y de préstamos personales (10.7%).

Asimismo, el financiamiento interino de construcción reflejó crecimiento debido a que se siguen generando desembolsos en los proyectos de construcción comercial y de desarrollo del mercado de construcción residencial.

Este buen desempeño trajo como resultado que el Balance y Estado de Resultado del CBI registrara un total de activos de US$118,083 millones, los cuales son menores a similar período del año anterior, en respuesta a la reducción de la cartera de préstamos externa, por una posición más conservadora en mercados y clientes con mayor riesgo de crédito.

En este proceso también han incidido el menor nivel en las colocaciones líquidas del componente externo, debido al redireccionamiento de recursos en busca de operaciones más rentables, estrategia que le ha permitido a los bancos mejorar sus niveles de rentabilidad, sin comprometer la salud financiera del CBI.

Prueba de ello es que los resultados del CBI al cierre de febrero 2018, demuestran que los bancos mantiene robustos indicadores de solidez financiera, principalmente los de liquidez legal (57.7%) y solvencia (16.1%), en casi el doble del mínimo requerido por la regulación.